Migrañas y Cefaleas


Lo primero a tener en cuenta es de si se trata de una cefalea o migraña.

 

cefaleaCEFALEAS: Es la mas frecuente, es decir, es el clásico dolor de cabeza que sufre la mayoría de la población de vez en cuando.

Se trata de un dolor o molestia en la cabeza Sobre todo lo vamos a notar a nivel frontal, occipital y ambos lados de la cabeza. (Como si nos hubiesen puesto un sombrero apretado),

Las causas pueden ser variadas: mala posición de la cabeza mantenida durante un tiempo, estrés o ansiedad, forzar la vista, fatiga, un consumo excesivo de cafeína y tabaco, etc.

MIGRAÑA: también conocida como jaqueca se caracteriza por dolores fuertes y palpitantes que normalmente afectan a un solo lado de la cabeza.

Otros síntomas de la migraña a menudo incluyen náuseas y vómitos, distorsión de la visión, vértigo e hipersensibilidad a la luz.

Una migraña clásica es precedida por un aura en la cual la persona ve luces intermitentes, formas y colores distorsionados y otras ilusiones ópticas.

A veces el vomitar alivia el ataque. Una migraña puede durar desde unos 30 minutos a 5 días o más

Las malas digestiones y el estreñimiento crónico también contribuyen a agravar el problema.

Otros desencadenantes de migrañas pueden ser:

  • cambios hormonales previos a la menstruación o la menopausia
  • los cambios en el tiempo
  • falta de sueño
  • estrés
  • saltar una comida
  • bajones de azúcar
  • intolerancia alimentaria (gluten, histamina, tiramina)

Los dolores de cabeza, cefaleas o migrañas representan, muy a menudo, nuestra dificultad para aceptar determinados pensamientos, ideas o sentimientos que nos molestan o nos angustian.

El estrés, las contrariedades, la obsesión o la contaminación de ideas o las presiones externas, son tensiones que se manifiestan a través de dolores de cabeza o migraña.

La migraña también puede tener su origen debido a  disfunciones cervicales y/o columna vertebral que conllevan a trastornos musculares o nerviosos.

Son muchos los casos que acuden a nuestra consulta para buscar una solución y el tratamiento de osteopatía junto con algunos cambios alimentarios y estilos de vida se consigue mejorar y en la mayoría de los casos hasta eliminar definitivamente los síntomas.